La mitad de los ciudadanos considera que se automedica. Las farmacias abiertas en Mungia siempre luchan contra la automedicación, ya bien sea con campañas promovidas por Sanidad como por las propias farmacias. Automedicarse supone asumir unos riesgos importantes para la salud.

Las farmacias abiertas en Mungia advierten que tomar aspirinas de continuo para dolores leves puede provocar problemas neurológicos (en niños) y úlceras en adultos. Asimismo, los fármacos pueden contar con efectos colaterales, aunque sirvan para curar la enfermedad, causando insomnio o jaquecas. En ambos casos, siempre debemos contar con profesionales médicos que nos digan qué hacer ante cualquier problema o dolencia.

Cuando un medicamento consigue aliviar un síntoma, en algunos casos, puede suponer una gran dificultad para diagnosticar una enfermedad. Por ejemplo, los antipiréticos, que bajan la fiebre, o los antieméticos (que impiden los vómitos). Por otro lado, cabe destacar que algunos medicamentos pueden causar adicción: las benzodiacepinas, que logran inhibir el sistema nervioso central; los antitusivos con codeína, los cuales pueden ocasionar severos cuadros de adicción sin que la persona llegue a darse cuenta.

Por otro lado, se destaca que si se ingieren las dosis inferiores a las que se requieren, los medicamentos pueden hacer el efecto no deseado. Por ejemplo, administrar a los más pequeños los medicamentos en función de la edad y no del peso. Contar en este último caso con un cuaderno de control en el que además figure el peso del menor nos puede servir de ayuda.

Por último, la resistencia de algunos medicamentos, sobre todo si se administran de forma incorrecta. Estos fármacos pueden fortalecer a los agentes infecciosos en vez de debilitarlos.

Desde Farmacia y Ortopedia Gumuzio te contamos todos los riesgos de automedicarse. En el caso de contar con una grave dolencia, debes acudir siempre a tu médico para que te diga qué medicamentos debes tomar.